Colaboradores Youtube

Pescar Black Bass con crankbaits sin babero o Lipless

Señuelos sin babero dotados de sonajero.
Muy versátiles, ya que se pueden usar de muchas foras y durante diferentes épocas. 

Descripción
Se trata de señuelos sin babero pero dotados de sonajero, lo que les convierte en los señuelos más ruidosos del mercado.
Muy efectivos para eleminar agua.
Se trata de señuelos con un peso elevado, de forma compacta, con un cuerpo acabado en punta de flecha y con un notable sonajero, lo que permite llamar la atención de basses que se encuentran bastante alejados.
El bass, al sentirse clavado, saltará fuera del agua, cosa que, con el peso extra del señuelo, puede suponer que los anzuelos se suelten. Para evitar esto, una vez notéis la picada, sacad al bass de su apostadero, pero una vez hecho esto, destensad la línea y dejad que se canse en las profundidades, sin darle motivos para saltar fuera del agua. Si es necesario, introducid la caña e el agua.

Dónde y cuándo se usa un lipless
Suelen funcionar muy bien en zonas con vegetación sumergida, orillas y zonas superficiales.
En el caso de vegetación sumergida, lo ideal es que vuestro señuelo roce las "copas" de las algas, aunque en alguna ocasión signifique sufrir pequeños enganches.
Poe otro lado, en zonas con rocas, puede resultar más efectivo el usarlo por el fondo, incluso dejandolo reposar en él unos segundos y permitir al sonajero atraer a los basses lejanos.
Pueden usarse en verano, para los bancos de basses o para la pesca vertical en invierno.
La mejor hora para pescar Black Bass con un señuelo lipless será por la mañana, localizando las concentraciones de basses activos.
También son ideales para pescar el Black Bass cuando sopla el viento o exite oleaje.

Cómo se usa un lipless
Aunque por sus formas parece un señuelo sencillo de usar, se trata del que requiere una técnica más depurada.
Esto se debe al hecho de que se puede usar de varias formas, todo depende de la perícia del pescador: en suspensión, por el fondo o entre obstáculos.
Si los usamos entre ramas, es preciso que sepamos usar bien su peso para evitar enganches.
Para ello debemos recuperar muy lentamente, pendientes de lo que nos transmita la línea, pero con esta algo destensada. Si en cualquier momento notáis que se engancha, dejad que se hunda, quizá así logréis salir del amasijo de ramas.
Para usar señuelos del tipo Lipless, es recomendable usar equipos ligeros, que permitan usar el señuelo como un yo-yó por encima de la vegetación. Si usais cañas muy potentes, al intentar desenganchar el señuelo de alguna alga, este saldrá despedido demasiado lejos, perdiendo muchas posibles capturas, ya que es en ese preciso instante cuando más capturas se consiguen.
La línea ideal estará entre las 12 y 17 libras y el carrete debe tener un ratio cercano a los 6:0.

CAMISETAS DE PESCA EN WWW.INKREIBLE.COM

inkreible.com